Con un granito de arena no es suficiente

El Delta del Ebro es un espacio natural extremadamente vulnerable a los impactos del cambio climático y a una deficiente gestión de la cuenca del río, tanto en cuanto a la aportación de caudales de agua como de sedimentos, que en muchas ocasiones quedan atrapados en embalses como el de Flix.

Con motivo del Día Mundial del Clima y de Adaptación del Cambio Climático, el Grupo de Natura Freixe y el Campo de Aprendizaje de Flix hemos preparado conjuntamente una actividad para los alumnos de sexto de la Escuela Enric Grau Fontseré de Flix para reivindicar soluciones definitivas para resolver esta grave problemática.

De manera simbólica, los alumnos han trasladado sedimentos de un lado al otro de la presa y los han vuelto al curso del río para que puedan llegar al Delta del Ebro. #SalvemLoDelta!

Ir arriba

Utilitzem cookies pròpies i de tercers per obtenir dades estadístiques de la navegació dels nostres usuaris i millorar els nostres serveis. Si accepta o continua navegant, considerem que accepta el seu ús. Podeu canviar la configuració o obtenir més informació aquí.